…día 3: ¡¿que me voy cuando…?!

Último día de sesión y penúltimo en la isla. Empezamos tarde y acabamos pronto, así que nos vamos a estrenar la piscina; una de ésas que, una vez dentro, ves piscina y luego mar. Por prescripción facultativa dejo todos mis bártulos esparcidos por la casa: – Ya tendremos tiempo de recogerlos mañana. – me dicen. Así que nada, me planto en la piscina donde Kate se pelea con Emm por la colchoneta mientras sigue con su repertorio de todas las canciones que conoce en castellano, esto es: …borriquito como tú, tururu…vamos a la playa, ohohoh… y poco más. Siempre que quiere decir que algo está mojado, Kate dice que está mojito, así que yo le contesto que para mí caipirinha, y me prometen una para esta noche después de la cena.

011ibiza.jpg

015ibiza.jpg

016ibiza.jpg

        Mi comportamiento, enfermizamente obsesivo, con el tema de los aviones me lleva a comprobar por enésima vez la hora y el día del vuelo: Jueves 28 — 00:40h Perfecto, mañana. Y leo más abajo, algo que juro que no estaba ahí antes, porque nunca lo vi: Noche del miércoles al jueves. ¡M**rda!¡Me voy en cuatro horas! Aún tengo que hacer la maleta así que Pris me ayuda a meterlo todo sin orden ni concierto: con que cierre es suficiente. Pero no cabe todo y me toca llevar la cestita de mimbre colgada del hombro, con la pamela de paja fucsia dentro y un ramo de flores de plástico que nunca llegamos a usar. Hasta nos da tiempo a cenar tranquilos, aunque el postre acaba siendo un sorbete express. Llego al mostrador escoltada por todo el equipo y oigo que le dicen a la pareja de delante mío: – No, vuestro vuelo no es hoy…era ayer… Me siento menos tonta que hace cuatro horas, porque veo que no me pasa a mí sola, y que, por lo menos, yo me he dado cuenta a tiempo. Al final, la chica del mostrador me cuenta que por lo visto la confusión es universal, y que el día antes faltaron 60 personas en ese mismo vuelo. Me despido de Emm, Kate y Mica ya en la puerta de embarque, porque Eric se fue a aparcar el coche y nunca llegó a tiempo, nos gritamos adiós en todos los idiomas que conocemos, incluido el flamenco.

El vuelo se retrasa y me paseo de una puerta de embarque a otra cargando la cestita con la pamela y las flores, vale que parezco la Preysler en su casa de campo Ferrero Rocher, o en su defecto, Ana de las Tejas Verdes, que las pecas ya las llevo puestas, pero la gente que mira como si me fuera a inmolar con las flores, y, no sé que tienen de malo, si son la mar de tendencia desde que las sacó McQueen para este verano… Salimos tarde y me duermo en el vuelo. El avión va casi vacío, en el aeropuerto apenas hay nadie y son las 2 de la mañana. Qué frío, ¿no?

Anuncios

14 comentarios

Archivado bajo Estilismo, Life, Moda, Personal, Reflexiones, Viajes

14 Respuestas a “…día 3: ¡¿que me voy cuando…?!

  1. Vaya envidia de sitio MiLi!! Las fotos son preciosas, jolines que envidiaaa…
    (Tranquila, yo también miro los billetes cuarenta mil veces, de aquí a la neurosis hay un paso, jeje)
    Un beso guapa!! 🙂

  2. Es verdad… ¿que tienen los aviones, que el miedo a perderlo es mucho mas obsesivo que a perder un metro, un tren o un autobús?

  3. r0sa

    Waaaaaaa. . .qué lugar tan bonito!! Me recuerda a esas casitas blancas de Grécia.
    Por cierto, me he sentido la mar de identificada con ésta obsesión del billete, ya que a mí me pasa lo mismo, pero con el DNI i la tarjeta de embarque también. Cada dos minutos las cambiaba de bolsillo, porqué claro, en ése momento te entra la exhalación de sacarlo todo en el menor tiempo posible, así que buscas el bolsillo que más te gusta. . .y pasados dos minutos, me pongo frenética al no recordar en que bolsillo lo tengo y una espécie de mal de San Vito se apodera de mí al buscar y remirar en tooodos los bolsillos. Hasta que ya queda poca cola y opto por sujetarlo todo en la mano!
    Ui. . .cómo me enrollo T_T

  4. Ainsss MiLi… si yo te contara mis aventuras en las terminales…
    te lo cuento que estoy de insomnio en Japón.
    Yo perdí el vuelo de Madrid a Londres el mismo día que tenia que salir de Londres a Tokyo, y desde entonces nada a vuelto a ser igual para mí…veo los aeropuertos con pavor.
    Vale que lo perdí por qué me dormí, ves a ti no te pasa ya, pero después me apañaron de nuevo los vuelos de tal forma que casi pierdo el siguiente, y eso era demasiado para el mismo día…
    Correr era poco, volaba de terminal en terminal cuál “airline”, pero con el estómago en la mano, recogí mis billetes, facturé, casi pierdo mis cosas por el camino… bueno un show. Total para que una vez llego a Narita me pierdan la maleta…
    Yo y mis circunstancias.
    Un beso

  5. ¿De vacaciones en Ibiza? :O

    Qué envidia, qué ganas de volver… Muy buenas fotografías, la de tus piececillos es muy graciosa, ¡jaja!

    Beso 😉

  6. Sunshione! Tú siempre me consuelas, haciéndome saber que no soy la única psicótica…gracias wapa!

    Bienvenido Alex! No sé que tendrán, pero yo me pongo nerviosísima…supongo que el precio no es comparable con el del metro y que te digan: están todos los vuelos llenos hasta pasado mañana… pues tampoco 🙂 No sé que tendrán, pero son todo un estrés!!

    rOsa, sísísí! Yo también hago lo de los billetes! De un bolsillo a otro y los miro y remiro…con lo fácil que es llevarlo en la manita!!

    Kafuka, es que lo tuyo no tiene igual…yo con un viaje a Tokyo y tanto enlace moriría de ansiedad fijo, ya me pasó una vez esto de “volar” de una terminal a otra y es de lo peor…y que te pierdan la maleta encima…como de chiste, n?

    Bienvenida tú también, Tamaruca! De vacaciones nada, trabajando 😦 Menos mal que ya había ido más veces porque sólo vi el camino del aeropuerto a la casa y, de nuevo, de la casa al aeropuerto. Igual, la casa era como para quedarse encerrado ahí tres días! 🙂

  7. Este año llevo unos veinte vuelos en mi haber y ya van unas cuantas que me pasa como a ti, que me equivoco de día…suerte que miro el billete muy a menudo como te pasa a ti 😀

  8. Nakashima, veinte vuelos? pero con la de horas de vuelo que debes llevar encima ya mismo te deben dar hasta el carnet de piloto!

  9. Vaya fotos más bonitassss, Mili!!! Debes haber pasado unos días estupendos!!! Esas imágenes desprenden paz, sosiego, tranquilidad… Ideales de la muerte… La próxima vez me haces hueco en tu maletaaaa!! Por fiiiiii!!! 😉

  10. Noemí, es verdad, ves las fotos y no parece que estuviera trabajando, pero créeme que sí! La próxima vez te hago un huequín!!

  11. Sebas

    Hey Tamara,

    Here’s my english comment:

    No hablo espanol 😛

    Gracias.

    S.

  12. You see…6months was not enough to learn spanish… dus (that is all my dutch)… 😛

  13. Sebas

    …and another one:

    Hasta la brussels! 😀

  14. jajaja, improving, I see…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s