…la conjura del chunda (jaula de grillos)

Que no me lo creo ni yo que haya vuelto a pisar el gimnasio. Desde la última vez: Dios, qué tiempos… Ahora, pagarlo lo he pagado religiosamente todos los meses, eso sí.

Ni me acuerdo de donde está el lector de la tarjeta, ni de que tengo que dejar un euro para la taquilla; tan atribulada ando ante la expectativa de mi nueva operación bikini (nueva, porque obviamente no es la misma del año pasado que haya durado hasta ahora, no way) que mi nivel de empanamiento se asemeja, en este momento, al de un pulpo en un garaje.

Cuando veo a mi monitor (al mío y al del resto del mundo, nada de personal trainer, que nadie me malinterprete) acercarse por el pasillo estoy a punto de saltar al interior de la taquilla (quepo, de veras) y quedarme ahí encerrada hasta la mañana siguiente, si el panorama lo requiere. Está casi tan sorprendido como yo de verme por ahí de nuevo, y mientras yo agacho la cabeza y le hago un gesto con la mano para que no me toque oír nada de lo que ya sé, él se acerca y a mi altura deja caer un Feliz Año Nuevo… En fin, muy acorde con la situación, eso no se lo puedo negar; no, no nos habíamos visto antes.

Para cuando vuelvo ayer (sí, eso ya son dos días seguidos) no tengo la misma suerte y mi monitor ha sido sustituido por una adolescente enfervorecida de ropa ceñida y piercing en el labio, peinada (más de la cuenta, se entiende) y maquillada hasta el extremo que le grita a los chicos de la esquina opuesta de la sala:

¿Qué pasaaaaa, Joniiii? ¿Qué, quéee? ¿La músicaaaaa? ¡Ah, síiii!

Y de pronto, cuando creo que si siguen gritando me dará un algo (no soporto los gritos…), paran de golpe. Y entonces empieza lo bueno y lo mejor: chundachunda remember session. ¿Es justo y necesario este martirio al que me veo sometida?

La Juani (la adolescente enfervorecida anteriormente mencionada) baila al ritmo del TechnoMakinita que nos ha plantado por obra y gracia, suya y de nadie más, y agita los brazos al ritmo de la ¿música? mientras grita de nuevo:

¡Qué pasaaaaa, Joniiii! Esa musiquiiiiitaaa…..

        Subo, con poco éxito, el volumen de mi iPod Shuffle (yeah, baby!) a medida que salgo de la jaula de grillos en que se ha convertido mi gimnasio esta tarde y me pregunto porque no habré saltado dentro de la taquilla cuando se me presentó la oportunidad de hacerlo.

Anuncios

15 comentarios

Archivado bajo Curioso, Deportes, Life, Personal, Reflexiones, Relatos

15 Respuestas a “…la conjura del chunda (jaula de grillos)

  1. ¿Qué hay de malo en poner un poco de música y mover el esqueleto? 😛

  2. Este año no he ido al gym. Creo que seguiré sólo con las clases de baile y lo que pueda hacer en las máquinas que tengo en mi casa.

    Además, el ambiente del gym nunca me ha gustado. Mucho tonta y mucha tonta, mucha soledad. Por eso prefiero la calle, los bares, el baile, para conocer historias y no simplemente ver cuerpos hermosos. Que en los gym tampoco es que abunden.

  3. OMG!!
    Realmente te admiro. A ti y a todo aquel que sigue metódicamente (o retoma de manera metódica) la tortura que para mí significa ir al gimnasio (fui tres días a aerobic y casi muero). Desde entonces decidí que:
    a) Estaba muy bien como estaba.
    b) Ya bastaba de heroicidades por ese año.
    c) Jamás me volverían a torturar con el chunda-chunda por voluntad propia y pagando.
    La verdad es que dicen que si te gusta, engancha y luego te sientes mal si no vas por cualquier motivo, pero chica, no me dí tiempo a comprobarlo 😛
    Pd: Lo de felicitarte el año, ejem, ejem…Nos valemos solitos para sentirnos culpables, ¿no? Si es que son una secta! Funcionan igual! (perdona MiLi, es que me hablan de gimnasios y me transformo… 😕
    Si tú te encuentras bien y el volumen de tu i-Pod lo permite, genial!
    Un beso, y disculpa el comment tan largo que me ha quedado.

  4. Di que sí, MiLi, que te gusta la tortura. Estoy de acuerdo con Sunny, funcionan igual que una secta :S
    Un beso y feliz operación bikini!

  5. enredado

    Pues en mi caso… en vez de ir al gym, me voy a ir a la piscina, que desde hace ya un año que no me he vuelto a meter. Y sí, lo necesito. En la piscina no hay ningún problema con la música 😛

  6. Mer

    yo también soy de piscina! Pero ahora recuperé mi antiguo gusto por correr y que bien me la paso, LCD soundsystem en el ipod, a toda marcha, a mi bola, sin hablar ni ver a nadie…jajaja, uber antisocial…una vez por semana voy a clase dirigida, voy variando, me queda por probar tai chi…si funciona, no se, pero no me aburro!!
    lo importante es tener constancia, REALMENTE te levanta el animo, ademas de l a operacion bikini! besotes!

  7. Yo tengo que empezar lo sé y el día de antes siempre estoy convencida, pero ese mismo día encuentro mil razones para no ir,jeje.

    Por lo tanto, admiro tu fuerza de voluntad.

    Saludos

  8. Nano, en poner “un poco de música” no hay nada malo… sólo que eso ni era “un poco” ni era “música”… 😉

    Hola Catalina! Clases de baile? Yo también lo prefiero!! Pero no me queda nada cerca de casa y como soy tan poco constante, por lo menos al gimnasio puedo ir a cualquier hora, cualquier día… El caso es moverse! 🙂

    Sunny!! Jajajaj, cómo te pone el tema! 😛 Yo te entiendo, es un palo. A mí “engancharme” no me engancha, pa’ qué engañarte… pero el umbral de mi sentimiento de culpa es taaan amplio, que no puedo dormir por las noches sabiendo que lo pago, que no voy, y que me estoy poniendo fofilla…. 😳

    Nak, pues sí, como puedes ver, me va el sufrimiento… el día menos pensado combino el gym con el fado y sálvese quién pueda… Besos! (Felícisima la operación…)

  9. Enredado, sísí, yo la piscina también la pago… por 3€ más que no se diga… 😳 Diooos… lo pienso y me pongo mala…

    Mer, über antisocial!! jajaja, me encantó.. Yo en el gym también soy un poco (bastante) así, eh… porque sólo hay chiquillos mirándose el movimiento del bíceps en el espejo… Ya me contarás qué tal el taichi! Besos wapa!

    Lucía, que me pasa igual! Lo prometo! Siempre digo: mañana mismo, mañana mismo… y luego ese día.. no sé… me acabo echando atrás. Por eso tienes que jugar al factor sorpresa, y sin esperarlo ni tú misma decir: me voy al gym AHORA! Y hacer la mochila y salir corriendooo… (antes de que te arrepientas) 😉

  10. Yo empezaré mañana again… ahora que por fin tengo el Getz y llegaré tempranito…

    Pero yo soy más “acuática” que “terrestre” … ya te diré que tal me va.

    Besos sin parar

    PD: Siempre respetando algún día para poder hacer un “coffe”, mmmmm (xocolaterapia inclusive)

  11. Kaffeine

    A mi me gusta ir a nadar, pero cuando puedo ir esta hasta los topes.. e ir a las 7 de la mañana o a altas horas de la noche no mola, o sea que no nado mucho…
    No te quejarás, gimnasio y espectáculo en uno 😀

  12. Aguanta mili, aguanta que tu puedes, piensa en lo mona de la muerte que estaras este veranito, jeje

  13. Desde que descubrí que el Creative Zen V Plus tiene 15 horas de batería… mi vida deportiva y anti-social no ha vuelto a ser la misma 😀 😀
    Mili, a ver cuando te vienes a correr y a ver si animas a vivosinvivirenmi !!

    Salu2

  14. Te juro que era cierto:

    Tienes toda la razón, el Creative Zen es la maravilla 😉

  15. TJQEC, sabes que correr por correr … si me siguen aún y todo dependiendo del “perseguidor” … 😉

    Yo soy más de agua, como los cachalotes 🙂

    Besos sin parar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s